CONTEXTO

El diálogo social, destaca la OIT, constituye la negociación, la consulta y/o el intercambio de informaciones entre el Gobierno, representantes de trabajadores y de empleadores respecto a temas de interés de los implicados sobre políticas sociales y económicas. Este es el denominado diálogo social tripartito que, a su vez, está en el centro de la gobernanza de la OIT. Además, el diálogo social, también se concreta en un modelo bipartito, en el cual representantes de trabajadores y empleadores abordan temas de interés común sin la intervención del Gobierno (OIT, sf) [1].

El modelo de diálogo social es la forma de gobernanza que implica la participación democrática de los actores del mundo del trabajo en temas que los incumben, y, a su vez, aporta a superar situaciones de conflictividad, a mejorar la situación laboral, social y económica de los Estados (OIT, sf) [2].

El diálogo social puede adoptar un modelo extendido (OIT, 12 y 13 de marzo de 2012) [3], lo que significa que pueden participar otros actores relevantes para el mundo del trabajo como organizaciones de la sociedad civil y la academia. Los otros actores se implican en dicho diálogo debido a que tienen intereses comunes en temas sociales y laborales y pueden contribuir a una resolución de las problemáticas sociales y económicas que nos afectan.

La crisis social que vive Colombia, que ha estallado con las manifestaciones iniciadas el 28 de abril como consecuencia del rechazo a la reforma tributaria, tiene una multiplicidad de causas, dentro de las que se encuentra el problema del desempleo, la pobreza y la precariedad laboral. Ante este escenario, es preciso revisar la viabilidad de activar el diálogo social extendido.

En todo caso, es pertinente precisar que la atención y superación del clima de tensión, los actos de uso abusivo de la fuerza y destrozos que se viven se escapan de manera directa del ámbito del diálogo social extendido. Para esto, se requiere, desde el Gobierno, liderazgos sensatos que reconozcan los errores y condene el uso desproporcional de la fuerza e inste a que se realicen las investigaciones para que se haga justicia. Sin embargo, es pertinente hacer referencia al diálogo social en esta coyuntura, pues es una herramienta válida para abordar algunas de las problemáticas que están en la génesis del descontento y la indignación generalizada, como son el desempleo, la pobreza y la precariedad laboral.

POR QUÉ AVANZAR HACIA UN DIÁLOGO SOCIAL EXTENDIDO

1. El diálogo social extendido implica a más actores, además de los representantes de trabajadores y empleadores. Esto es, a organizaciones de la sociedad civil, organizaciones de trabajadores informales y a la academia, que tienen mucho que aportar para la construcción de propuestas y el planteamiento de soluciones a la situación compleja que vivimos.

2. El diálogo social extendido debe recaer sobre cuestiones sociales y económicas estructurales como la pobreza, la política de empleo y la financiación que necesita el país para una reactivación económica.

3. El escenario de diálogo social extendido puede convocarse por parte del Ministerio del Trabajo en la instancia institucional de diálogo social en Colombia: la Comisión de Concertación de Políticas Salariales y Laborales. Si bien, institucionalmente solo se compone de la representación tripartita (Gobierno, Trabajadores y Empleadores), se puede convocar un diálogo extendido para que se concierten temas como: “creación de empleo; mejoramiento de la producción y la productividad; remuneración mínima vital y móvil proporcional a la cantidad y calidad del trabajo; redistribución equitativa del ingreso; reconversión industrial y recalificación laboral; (…); universalización de la seguridad social; garantía de los derechos de la mujer, del menor trabajador y de otros trabajadores vulnerables y garantía de los derechos sindicales” (numeral e del artículo 2 de la Ley 278 de 1996).

4. En caso de que el Ministerio del Trabajo no asuma el liderazgo que se requiere, se puede adelantar un escenario de diálogo social extendido a instancia de la convocatoria de las organizaciones de sindicatos y de asociaciones empresariales, que han presentado algunas propuestas.

5. La desconfianza que existe entre las partes puede requerir de la participación de actores externos (comunidad internacional, organizaciones internacionales como la OIT) para ayudar a organizar el proceso de diálogo social extendido. Este apoyo es importante para crear el escenario de diálogo social que necesitamos.

CÓMO AYUDA EL DIÁLOGO SOCIAL A SUPERAR LA ACTUAL SITUACIÓN

1. El problema de crisis social, sumado a la crisis económica, contribuye al aumento del malestar general. El diálogo social es una forma de gobernanza que, de ponerse en marcha, ayuda a llegar a consensos sobre temas fundamentales en materia social y económica.

2. La buena gobernanza en asuntos sociales contribuye a la paz. Es necesario que se lidere un escenario de diálogo para disminuir la conflictividad por la crisis social que vivimos.

3. Los procesos de diálogo social, señala la OIT, contribuyen al progreso económico. Estamos en una situación compleja que requiere el aporte de todos los actores para abordar la crisis social y con ello, generar escenarios de estabilidad.

4. El Estado colombiano, puede asumir un papel activo que ayude a legitimar su función (a pesar de los reproches que puedan existir por la inactividad y otros actos de reproche por violaciones de derechos humanos que deben investigarse) para avanzar en la construcción de este escenario de diálogo para la defensa y garantía de derechos fundamentales.

AGENDA DE DIÁLOGO SOCIAL EXTENDIDO

A continuación, destaco algunos temas centrales en la agenda de diálogo social extendido que deben tratarse con miras a consensos:

* Políticas activas de empleo desde la perspectiva de la capacitación para el empleo en alianza con el sector productivo para lograr la vinculación de grupos con dificultades como jóvenes, mujeres, mayores de 40 años y personas en condición de discapacidad.

* Políticas activas de empleo con enfoque de creación de empleos verdes para aportar a la sustentabilidad del medio ambiente.

* Política de reconversión laboral para grupos de trabajadores que se desempeñan en sectores con poco crecimiento o que tienen posibilidades de cierre, como el sector del carbón.

* Política de reactivación económica con enfoque verde. Aprovechar las ventajas en materia de biodiversidad para desarrollar y apoyar la creación de empresa.

* Política de garantía de acceso a los servicios de salud. Este debate implica al sector de la salud para llegar a consensos sobre propuestas de mejora del sistema y de mejora de las condiciones laborales de estos trabajadores.

* Política de seguridad social que revise la noción de piso de protección social para adaptarla al enfoque de la OIT. Esto implica ampliar coberturas a personas excluidas, como son los trabajadores informales para la protección de riesgos como la vejez y la falta de ingresos por enfermedad, maternidad.

* Recaudo de impuestos a grandes fortunas y capitales improductivos.

* Transparencia en procesos de asignación de recursos públicos para programas sociales con el fin de mejorar la identificación de beneficiarios y la aplicación efectiva de los recursos.

[1] Ver: https://www.ilo.org/ifpdial/areas-of-work/social-dialogue/lang–es/index.htm

[2] Ver: https://www.ilo.org/ifpdial/areas-of-work/social-dialogue/lang–es/index.htm

[3] Ver: http://white.lim.ilo.org/spanish/260ameri/oitreg/activid/proyectos/actrav/actividadesregionales/2012/documentos/obj01_act10_2012_dialogosocial_utal_3_dialogosocial_danielpujol.pdf

Carmona Bayona & Asociados

Ofrecemos servicios jurídicos y de consultoría al sector público y privado (Derecho Laboral y Seguridad Social; Derecho Internacional). Si estás interesado, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Estaremos encantados de trabajar juntos.

Erica F. Carmona Bayona

Erica F. Carmona Bayona

Socia Directora

 

Doctora en Derecho por la Universidad de Alcalá (España)

Profesora de Derecho Laboral y de la Seguridad Social

Colombia

¿Te gusta este artículo?

Suscríbete ahora y recibe cada semana los mejores artículos.

Carmona Bayona SAS se compromete a proteger y respetar tu privacidad.

Puedes darte de baja de estas comunicaciones en cualquier momento.

Al hacer clic en Suscribirse, aceptas que Carmona Bayona SAS almacene y procese la información personal suministrada arriba para proporcionarte el contenido solicitado.

Puede ser de tu interés

Abrir chat